AMD Ryzen 7000 y Zen 4, todo lo que sabemos

0


El lanzamiento de los procesadores Ryzen 7000 de AMD está cada vez más cerca. La propia AMD dado una gran cantidad de información en las últimas semanas, y si a esto le sumamos lo que hemos podido conocer gracias a diversas filtraciones y rumores la verdad es que tenemos bastante claro lo que podemos esperar de esta nueva generación de CPUs de alto rendimiento.

Sé que muchos de nuestros lectores están esperando la llegada de los Ryzen 7000 como agua de mayo, y que al mismo tiempo tenéis algunas dudas por lo dispersa que está la información y por algunos rumores y filtraciones contradictorios, así que he decidido dar forma a este especial donde encontraréis recopilada toda la información oficial y todo lo que debéis saber sobre estos procesadores.

He adoptado una estructura ordenada y una narración sencilla y directa para que la lectura y la consulta de este artículo os resulte más amena y accesible, pero como siempre si tenéis cualquier tipo de duda podéis dejarla en los comentarios y os ayudaré a resolverla. Sin más preámbulos poneos cómodos, porque empezamos ahora mismo.

Zen 4: así es la arquitectura de los Ryzen 7000

AMD Ryzen 7000

AMD ha confirmado que los procesadores Ryzen 7000 darán en el salto a una nueva arquitectura, Zen 4. Esta mantendrá el diseño MCM que hemos visto en los Ryzen 5000, lo que significa que el chiplet, también conocido como unidad CCD, será el pilar central de estos nuevos procesadores. Cada chiplet estará diseñado de la siguiente manera:

  • Fabricado en el nodo de 5 nm de TSMC.
  • 8 núcleos con 16 hilos gracias a la tecnología SMT, que permitirá a cada núcleo manejar un proceso y un subproceso.
  • 32 MB de caché L3 con un ancho de banda mejorado y una latencia reducida. Todos los núcleos del chiplet podrán acceder a la totalidad de la caché L3.
  • Mejora del IPC de entre un 8% y un 10% frente a Zen 3.
  • Nuevo techo de frecuencias máximas que permitirá a los Ryzen 7000 romper la barrera de los 5 GHz.
  • Doble de caché L2 por núcleo, que pasa de 512 KB a 1 MB.
  • Soporte de memoria DDR5 a 6400 MHz y del estándar PCIe Gen5.
  • Nuevo chip I/O fabricado en 6 nm, donde se integrará también una iGPU Radeon RDNA2.
  • Instrucciones AVX512.

A nivel de IPC los Ryzen 7000 no van a suponer un salto tan grande como los Ryzen 5000, pero si nos fijamos en el resumen de puntos clave que acabamos de compartir con vosotros nos daremos cuenta de que esto no quiere decir que no vayan a traer cambios importantes. El salto al nodo de 5 nm permitirá mejorar el rendimiento y la eficiencia, y la mejora del IPC unida al aumento de las frecuencias de trabajo hará posible un aumento aproximado del 15% en rendimiento monohilo frente a Zen 3.

El soporte de memoria DDR5 y del estándar PCIe Gen5 también son dos novedades muy importantes, ya que ambos colocan a los Ryzen 7000 como auténticos procesadores de nueva generación compatibles con los estándares más avanzados, y la integración de una GPU Radeon RDNA2 por defecto en todos estos chips, ya no será exclusivo de las APUs, es un importante valor añadido que hará que estos chips sean mucho más competitivos.

No hay duda de que AMD no se ha limitado a tirar de potencia bruta para generar interés alrededor de los Ryzen 7000, ha sabido ir más allá con movimientos tan acertados como el salto a la memoria DDR5 y al estándar PCIe Gen5. La incorporación de una gráfica integrada por defecto también es otro acierto, y el soporte de las instrucciones AVX512 resulta tan sorprendente como interesante, y es a mi juicio la guinda al pastel de esta nueva generación.

Los Ryzen 7000 utilizarán un nuevo socket, y podrían consumir bastante más

AM5 socket

AMD ha confirmado que los procesadores Ryzen 7000 utilizarán el nuevo socket LGA1718, también conocido como AM5. Este supone un cambio muy importante ya que estas CPUs dejarán de utilizar el método de interconexión basado en matrices de pines (PGA) y adoptarán una matriz de contactos en rejilla (LGA). Estos contactos son planos, lo que minimiza el riesgo de que el procesador pueda sufrir daños durante su manipulación e instalación, contienen menos plomo y no sufren tanto por la expansión térmica.

Para utilizar los Ryzen 7000 vamos a necesitar una nueva placa base, y también nueva memoria RAM, ya que estos procesadores solo funcionarán con memoria DDR5, pero no nos hará falta un nuevo sistema de refrigeración, ya que la propia AMD ha confirmado que todos los sistemas de refrigeración AM4 serán compatibles con el socket AM5. Esto quiere decir que si tienes un equipo basado en dicha plataforma y quieres seguir utilizando tu refrigeración líquida AIO en una placa base AM5 no tendrás ningún problema, y no, parece que tampoco necesitarás adaptadores.

chipsets

De momento AMD ha confirmado el lanzamiento de tres chipsets, con los que cubrirá las gamas entusiasta (tope de gama), alta y media. El chipset X670E ocupará la primera posición, seguido del chipset X670 y del B650, siendo este último la opción más económica y la más interesante para el usuario medio que tenga un presupuesto ajustado. Los tres tendrán diferencias importantes a nivel de conectividad y de soporte de funciones avanzadas, pero incluso aunque escojamos el chipset no tendremos que hacer sacrificios importantes:

  • Chipset X670E: será el más completo tanto en funciones como en capacidades de overclock. Permitirá hacer overclock «extremo» tanto a nivel de CPU como de memoria RAM, y ofrecerá soporte total de PCIe Gen5 (almacenamiento y gráficos).
  • Chipset X670: este será una versión ligeramente recortada del anterior. Permitirá hacer overclock a un nivel «entusiasta» tanto en CPU como en memoria RAM, y ofrecerá soporte de PCIe Gen5 tanto en almacenamiento como en la ranura principal para la tarjeta gráfica.
  • Chipset B650: la versión de gama media que buscará ofrecer un valor más equilibrado en precio-prestaciones. Permitirá hacer overclock a nivel de CPU y de memoria RAM, y limitará el soporte del estándar PCIe Gen5 al almacenamiento.

Todos los chipsets serán compatibles con la tecnología AMD Smart Access Storage, que estará potenciada por DirectStorage de Microsoft, y que promete reducir los tiempos de carga en juegos a unos pocos segundos. Forspoken será el primer videojuego para PC que aprovechará adecuadamente esa tecnología.

Por lo que respecta al consumo sabemos que los Ryzen 7000 tendrán un TDP máximo de 170 vatios en sus configuraciones más potentes, pero sabemos que su «PPT» (package power tracing) alcanzará los 230 vatios. Esto quiere decir que esos nuevos procesadores tendrán un pico de consumo de 230 vatios, una cifra que supone una diferencia notable si comparamos con los Ryzen 5000, aunque estará un poco por debajo de los consumos máximos que registran los Intel Alder Lake-S.

Un vistazo al nuevo chiplet I/O de los Ryzen 7000

Ryzen 7000 IO

Los procesadores Ryzen 7000 estarán configurados con entre dos y tres chiplets, dependiendo del modelo en concreto. Los que estén configurados con más de ocho núcleos montarán dos unidades CCD fabricadas en 5 nm, donde se encuentran todos los elementos básicos del procesador (núcleos de enteros, cachés, unidades de coma flotante, étc), y una unidad I/O fabricada en el nodo de 6 nm. Para conectarlos AMD utilizará la arquitectura Infinity Fabric.

La unidad I/O ha experimentado un avance importante frente a la generación actual, y este ha sido cualitativo y cuantitativo. Cualitativo porque ahora está fabricado en el nodo de 6 nm, y también porque integra un sistema de interconexión y de controladoras que sube el listón para dar soporte a los estándares DDR5 y PCIe Gen5. Cuantitativo porque ahora integra también un nuevo elemento, una GPU integrada Radeon RDNA2.

Todos esos elementos se concentran en el chip I/O, otra pieza clave del diseño modular de los Zen 4 que demuestra que externalizar e interconectar chips es algo que simplemente funciona, y que permite simplificar el diseño de CPUs y reducir los costes de producción. En la imagen adjunta al principio de este apartado podemos ver las dos unidades CCD en color dorado y el chip I/O en color plateado. Los procesadores Ryzen 7000 con 8 núcleos o menos solo tendrán una unidad CCD (a su lado solo quedará un espacio vacío en estos casos).

La GPU integrada que traerán los Ryzen 7000 ha generado un gran interés, sobre todo porque como dijimos esta utilizará la arquitectura RDNA2. Entiendo perfectamente ese interés, pero debemos tener en cuenta que dicha GPU integrada será una adaptación recortada de lo que hemos visto en las APUs Ryzen 6000. Tendrá una cantidad muy pequeña de shaders, y carecerá de caché infinita, así que su rendimiento será muy modesto.

Los procesadores Ryzen 7000 van a priorizar el rendimiento a nivel de CPU, así que la iGPU tendrá un papel secundario, y su rendimiento no será nada espectacular. Sin embargo, parece que con las APUs Ryzen 7000 ocurrirá todo lo contrario, en ellas AMD dará prioridad a la GPU integrada, y esto podría hacer que su rendimiento estuviera al nivel de una GTX 1060-Radeon RX 580. Si esto se cumple, la compañía de Sunnyvale podría lograr un hito muy importante en el mercado de consumo general.

Posibles especificaciones de los Ryzen 7000

Ryzen 7000 IHS

Está confirmado que AMD volverá a utilizar metal líquido en el IHS de estos nuevos procesadores, una decisión acertada ya que este material mejora la disipación del calor al acelerar la transferencia de calor entre el encapsulado de cada chiplet y el difusor del procesador. La compañía de Sunnyvale no va a hacer recortes en lo que a calidad se refiere, y esto es muy importante ya que, como hemos dicho, esta nueva generación va a alcanzar un pico máximo de 230 vatios de consumo, lo que se traducirá en más calor que disipar.

Por lo que he ido viendo en las últimas informaciones estoy bastante convencido de que AMD lanzará primero un total de cuatro procesadores Ryzen 7000, aunque cabe la posibilidad de que al final sean cinco si la compañía de Sunnyvale decide incluir el Ryzen 7 7700X en esa primera oleada. Estas son las especificaciones de cada uno de los cinco nuevos procesadores que podría lanzar AMD:

  • Ryzen 9 7950X: tope de gama de AMD para la nueva generación. Tendrá una configuración de 16 núcleos y 32 hilos (dos unidades CCD) a 4,5 GHz-5,7 GHz, modo normal y turbo, contará con 80 MB de caché (64 MB de L3 y 16 MB de L2), tendrá un TDP de 170 vatios.
  • Ryzen 9 7900X: procesador de gama alta que estará configurado con 12 núcleos y 24 hilos (dos unidades CCD) a 4,7 GHz-5,6 GHz, modo normal y turbo. Contará con 76 MB de caché (64 MB de L3 y 12 MB de L2), tendrá un TDP de 170 vatios.
  • Ryzen 7 7800X: una CPU de gama media-alta. Tendrá una configuración de 8 núcleos y 16 hilos (una unidad CCD), funcionará a 4,6 GHz-5,5 GHz, modo normal y turbo, tendrá 40 MB de caché (32 MB de L3 y 8 MB de L2) y un TDP de 105 vatios.
  • Ryzen 7 7700X: una CPU de gama media-alta que será una versión más económica del Ryzen 7 7800X. Tendrá 8 núcleos y 16 hilos (una unidad CCD), funcionará a 4,4 GHz-5,4 GHz, modo normal y turbo, tendrá 40 MB de caché (32 MB de L3 y 8 MB de L2) y un TDP de 105 vatios.
  • Ryzen 5 7600X: un chip de gama media que vendrá con 6 núcleos y 12 hilos funcionando a 4,7 GHz-5,3 GHz, tendrá 38 MB de caché (32 MB de L3 y 6 MB de L2) y un TDP de 105 vatios.

Precios y fecha de disponibilidad de los Ryzen 7000

AMD Ryzen 7000

Las últimas informaciones que hemos visto lo han dejado muy claro, AMD presentará los Ryzen 7000 el 29 de agosto, pero estos no empezarán a llegar al mercado hasta el 15 de septiembre. Si ponemos esto en contexto estamos a menos de un mes de su presentación, y a poco más de un mes de su lanzamiento. Es importante que tengáis en cuenta que el lanzamiento de los Ryzen 7000 se dividirá, casi con total seguridad, en dos fases. En la primera fase veremos el despliegue de los cuatro o cinco procesadores que hemos visto, y en la segunda fase llegarán otros modelos más económicos, como los Ryzen 5 7600 y puede que también los Ryzen 3 7000.

El precio de estos nuevos procesadores es un misterio, pero está claro que con la competencia de los Intel Alder Lake-S y la presión de los Intel Raptor Lake-S, que serán sus rivales directos, AMD no puede volver a tomarse la licencia que vimos con los Ryzen 5000, la generación de CPUs para consumo general más potente que ha lanzado la compañía de Sunnyvale hasta el momento, pero también una de las más caras.

Con esto en mente, me atrevo a decir que los precios de los Ryzen 7000 van a ser más bajos que los de sus equivalentes dentro de la serie Ryzen 5000 en el momento de su lanzamiento. A continuación os dejo una estimación de lo que creo que podemos esperar en el mercado europeo:

  • Ryzen 9 7950X: entre 749 y 799 euros.
  • Ryzen 9 7900X: entre 549 y 599 euros.
  • Ryzen 7 7800X: entre 349 y 399 euros.
  • Ryzen 7 7700X: entre 299 y 329 euros.
  • Ryzen 5 7600X: entre 219 y 249 euros.
Leave A Reply