12 aplicaciones para Android para poner cierta distancia de Google

0


Android está fuertemente atado a Google, cosa que queda todavía más en evidencia en los smartphones que la gente suele tener en sus manos salvo que se trate de un iPhone o el dispositivo de algún entusiasta que haya instalado una ROM personalizada o algún sistema Linux si ha preferido reforzar el perfil geek.

Google procede con Android de manera muy similar a como lo hace con otros productos como Chromium. Tanto Android Open Source Project (AOSP) como Chromium son en un principio software libre, pero las licencias bajo las que están publicadas (Apache 2 y BSD de tres cláusulas respectivamente) permiten cerrar el código fuente en todo producto derivado, así que al final la mayoría de la gente conoce esas tecnologías a través de las implementaciones de Android de los fabricantes de móviles, que son en su inmensa mayoría privativas, y por Chrome, un derivado privativo de Chromium impulsado por la propia Google.

Además de los temas relacionados con el software libre, el código abierto y las licencias privativas, tenemos la mala fama que tiene Google en materia de privacidad. Es importante distinguir aquí entre seguridad y privacidad, ya que los servicios del gigante de Mountain View sí son seguros, porque sino nadie los usaría, pero la forma en la que la compañía trata los datos de sus propios usuarios es algo que desde hace mucho tiempo está cuestionado.

En resumidas cuentas, y como ya hemos expuesto en anteriores ocasiones, Google da razones para no ser una compañía de fiar. Sin embargo, a veces poner distancia de sus servicios puede ser difícil sobre todo en Android, donde la compañía llega a ejercer bastante control, así que vamos a mencionar doce aplicaciones alternativas para poner cierta distancia de la compañía en el sistema operativo móvil.

Mozilla Firefox

Mozilla Firefox se ha convertido en la única alternativa real frente a Chromium, el navegador del que derivan muchos otros como Chrome, Brave, Vivaldi, Opera y el actual Microsoft Edge. Dentro de Android se suma el valor de ser uno de los pocos navegadores de la Play Store que se publican como código abierto.

Firefox para Android mantiene bastantes de las virtudes de las versiones para escritorio, entre ellas los bloqueadores que permiten frenar algunos de los principales rastreadores presentes en Internet, una característica que es posible reforzar con uBlock Origin.

Lo malo es que hace un tiempo migró su base tecnológica a Fenix. Este movimiento ha permitido que la aplicación mejore en aspectos como el rendimiento a la hora de navegar, pero con el precio de romper la compatibilidad con la mayoría de las extensiones presentes para las versiones dirigidas al escritorio.

A pesar de no haber triunfado en móviles, usar Firefox en ese contexto tiene su atractivo y el bloqueador que suministra por defecto puede ser suficiente para mejorar la experiencia con la navegación en comparación con Chrome. Además, Android deja la puerta lo suficientemente abierta como para que Mozilla pueda implementar su propia tecnología, cosa que no permite Apple en iOS ni iPadOS.

Brave Browser

El problema de Chromium es que se ha asentado tanto que en la actualidad muchos sitios web no funcionan correctamente sobre otro motor de renderizado, empezando por el de Firefox, que está siendo abandonado por muchos desarrolladores web debido a su baja cuota general y a que es poco usado en empresas e instituciones públicas.

Como consecuencia, muchos usuarios se ven incapaces de despegarse de Chromium, así que para ellos existe la posibilidad de usar Brave, el único gran derivado publicado como software libre. Siendo más concretos con la licencia, emplea la misma que Firefox: la MPL 2.

Brave es un navegador web que intenta ser respetuoso con la privacidad. Para ello, aparte de transparencia, incorpora unos bloqueadores que son más potentes que los incluidos en Firefox de forma predeterminada, así que en ese sentido termina siendo una mejor opción para aquellos usuarios que buscan privacidad, pero que no tienen los conocimientos suficientes como para modificar de forma pormenorizada uBlock Origin.

Otras características son la sincronización sin contraseña ni cuenta de usuario y la posibilidad de emplear el VPN de pago y propio de Brave. Adicionalmente y de forma separada, el usuario puede establecer el buscador de Brave de manera predeterminada, el cual, frente a otras opciones como DuckDuckGo y Qwant, destaca por ofrecer resultados de búsqueda propios e independientes a la vez que, según explica la empresa responsable, no se dedica a rastrear a los usuarios.

Bitwarden

Google quiere mejorar su gestor de contraseñas para simplificar y mejorar la integración entre Chrome y Android. Una vez más, nos encontramos con el dilema de si confiar o no datos comprometedores a la compañía, ya que estos estarán a buen recaudo, pero en el aire queda si cumplirá o no en materia de privacidad.

Bitwarden es un gestor de contraseñas popular y que no tiene ninguna vinculación con Google. Esto se suma al hecho de que en un alto porcentaje es software libre tanto a nivel de cliente como de servidor, así que ofrece en este frente mucha más transparencia que LastPass. Es importante tener en cuenta que el software libre y el código abierto no son ninguna panacea, pero tener ese factor a favor siempre es mejor que no tenerlo, sobre todo porque significa que el software puede ser auditado por un tercero sin compromiso.

Bitwarden poner a disposición de manera predeterminada un gestor de contraseñas gratuito con capacidad para almacenar contraseñas de manera ilimitada y acceso a una cantidad ilimitada de dispositivos. Sin embargo, posiblemente al usuario le merezca la pena pagar por una cuenta de tipo de Premium, que ofrece autenticación en dos pasos avanzada, acceso de emergencia, un autenticador propio e informes de seguridad, entre otras cosas.

Bitwarden

Collabora Office

Android tiene a su disposición potentes suites ofimáticas como Microsoft Office y Google Docs Editors, pero estos tienen la tendencia de “invitar” al usuario a que inicie sesión en línea. ¿Y si uno quiere trabajar fuera de línea y sincronizar luego los documentos a través de un servicio que no sea Google Drive y OneDrive? Para eso está Collabora Office, una suite ofimática que se basa en la tecnología de LibreOffice.

A falta de una versión oficial de LibreOffice para Android, Collabora Office se muestra por ahora como la alternativa más sólida. La compañía que lo desarrolla, radicada en Reino Unido, tiene un estrecho vínculo con Linux y el software libre, hasta el extremo de no solo ser la responsable de una implementación online de LibreOffice, sino que también es una de las principales impulsoras de Wayland, el protocolo gráfico que aspira a suceder a Xorg en Linux, a través de su implementación en Wine y la realidad virtual.

Volviendo a Collabora Office para Android, se trata de una suite ofimática que suministra todo lo que el usuario necesita para la edición de documentos, permitiendo crear y modificar los formatos en el procreador de textos, las hojas de cálculo y las presentaciones. Además, ofrece una alta compatibilidad con los formatos de documentos de Microsoft y unos altos niveles de privacidad gracias a que es software libre y no está atado a ningún servicio en la nube.

K-9 Mail (futuro Thunderbird para Android)

K-9 Mail es un cliente de correo para Android publicado como software libre. Entre sus características tiene soporte para múltiples cuentas, una bandeja de entrada unificada (lo que en realidad es un arma de doble filo), no incorpora ningún rastreador (otra cosa es que los servicios con los que interacciona lo haga), sincronización automática en segundo plano, notificaciones, búsquedas tanto a nivel local como en el servidor y cifrado del correo con OpenPGP.

Como vemos, K-9 Mail no es que sea algo revolucionario, más viendo que las aplicaciones sencillas de este tipo dejaron de aportar revoluciones hace mucho tiempo para simplemente continuar con su evolución en términos de interfaz, privacidad y seguridad.

Un detalle interesante de K-9 Mail es que fue adoptado hace poco por Mozilla para ser convertido poco a poco en Thunderbird para Android, así que apostar por este cliente de correo debería de ser una garantía de futuro.

Simple Calendar (o Calendario Simple: Agenda)

Nuestras vidas están cada vez más saturadas, lo que aumenta la necesidad de utilizar un calendario que ayude a poner orden en nuestra agenda. La aplicación del calendario en el móvil no solo debe permitir al usuario consultar los eventos programados, sino también enviar notificaciones cuando toque y hasta sincronizar en caso de emplear algún servicio en línea de ese tipo para ver los datos independientemente del dispositivo utilizado.

De Simple Calendar hay dos versiones: una gratuita y otra Pro con algunas características adicionales. Ambas son software libre, cuentan con soporte de CalDAV y no tienen publicidad, pero este es uno de esos casos en los que pasar por caja merece la pena viendo el precio de tan solo 0,79 euros de la versión Pro en la Play Store. Realizar ese gesto ayudará a los desarrolladores a continuar con su trabajo y mejorar todavía más la aplicación.

SimpleNote

¿Necesitas una aplicación que te permita gestionar listas de tareas y pósits digitales? Google ofrece Keep, la cual está al alcance de cualquier que tenga una cuenta para sus servicios y productos (entre los que están el buscador, Gmail, YouTube y Android). Como alternativa existe SimpleNote, la cual es una aplicación más básica, pero que también ofrece sincronización y es software libre, como la mayoría de las aplicaciones que estamos mencionando en esta entrada.

SimpleNote tiene entre sus posibilidades la adición de etiquetas para encontrar las notas más fácilmente mediante una búsqueda, la compartición de las listas de tareas y el soporte para Markdown, el cual cada vez está más extendido.

Por lo demás, no estamos ante una aplicación revolucionaria dentro de segmento, aunque cumple con su función más que de sobra. Cuenta con aplicaciones para iOS, Windows, Linux y macOS para aquellos que quieran consultar sus notas y listas desde cualquier dispositivo.

QKSMS

QKSMS, como bien indica su nombre, es una aplicación de SMS, y además está publicada como software libre bajo la licencia GPLv3. Sus principales características son su bella interfaz, la cual es a la vez intuitiva y clara para facilitar su uso al máximo, las posibilidades de personalización a través de la aplicación de colores sobre el tema principal o una conversación en particular, la notificaciones por contacto, el establecimiento manual o automático del modo de luz nocturna, soporte para enviar fotos y stickers a través de los MMS, además de privacidad mediante el bloque de contactos y la gestión de la lista negra.

Simple Contacts Pro (o Contactos Simples Pro)

De la mano de los mismos que están detrás de Simple Calendar, estamos ante una aplicación que permite, en esta ocasión, gestionar de forma simple los contactos que uno tenga en el smartphone, y encima es software libre. ¿Qué más se puede pedir?

Obviamente, aquí nos encontramos un enfoque similar al de la aplicación de calendario, así que el usuario tiene a su disposición la posibilidad de gestionar sus contactos de forma local y a través de sincronización, situación en la que muy probablemente se termine empleando la cuenta de Google viendo el sistema que nos ocupa en esta entrada.

Simple Contacts Pro, que cuesta 0,79 euros en la Play Store, ofrece gestión de los números de teléfono, la cuentas de correo electrónico y los eventos de los usuarios. Soporta el filtrado y la ordenación por múltiples parámetros, la importación y exportación de contactos en formato vCard a archivos ‘.vcf’ y es capaz de mostrar los contactos o grupos favoritos en una lista separada. Además, los grupos pueden ser empleados para enviar correos electrónicos o SMS por lotes para ahorrar tiempo.

OsmAnd

Google Maps es un excelente servicio de mapas, tanto, que hace años puso contra las cuerdas a TomTom, que fue en el pasado el gigante de la navegación a través de GPS. El servicio del gigante Mountain View logró imponerse gracias a que es muy preciso, es capaz de ofrecer información del tráfico en tiempo real y lo más importante, es “gratuito”. Pero ya se sabe que con Google, si no se pasa por caja, es que la “divisa” empleada para pagar son los datos del propio usuario.

Por su parte, OsmAnd es un servicio de mapas de código abierto, capaz de funcionar offline y que se apoya en OpenStreetMap. Entre sus características tiene la posibilidad de ofrecer mapas detallados que pueden funcionar fuera de línea, mostrar la posición del usuario y su orientación en el mapa, guardar los lugares más importantes como favoritos, es capaz de mostrar los puntos de interés y soporta rutas a recorrer a pie o en bicicleta.

pCloud

Google Drive no es un mal servicio de almacenamiento en la nube, pero su soporte multiplataforma, al menos mediante aplicaciones nativas, es un tanto limitado. De hecho, muchos años después, sigue sin haber una aplicación oficial para Linux. Como alternativa se puede recurrir a pCloud, el cual también es privativo, pero al menos sí ofrece un soporte consistente entre Windows, Linux y macOS y tiene su sede Suiza, dentro del continente europeo.

Su aplicación o cliente para Android soporta todo lo que resulta típico en un servicio de almacenamiento en la nube: subir ficheros, listarlos, descargarlos, visualizarlos y cuenta con opciones para compartir, invitar y solicitar ficheros. Gracias a que incluye un reproductor multimedia, evita la apertura de otra aplicación para esa tarea.

VLC

¿De veras que este conocido y reputado reproductor multimedia necesita de presentación a estas alturas? VLC es software libre y todo un titán en su terreno. Su aplicación para Android mantiene buena parte de las virtudes de las versiones para sistemas operativos de escritorio, si bien la interfaz sí es bastante diferente con el propósito de adaptarse a las peculiaridades de las pantallas táctiles.

Aunque es conocido sobre todo por ser un reproductor de vídeo, VLC puede ser empleado como un reproductor de audio con sus correspondientes listas de reproducción. La aplicación para Android destaca por tener unos primeros pasos que explican de forma detallada cómo utilizarla para así minimizar el impacto del cambio desde las versiones para escritorio.

Conclusión

Como vemos, el ecosistema de Android está muy bien surtido de aplicaciones, entre ellas muchas que se alejan del tiempo controvertido ecosistema de Google. Muchas de las aplicaciones mencionadas también están disponibles desde F-Droid, repositorio y tienda de aplicaciones que merece la pena configurar si uno quiere alejarse todavía más del gigante de Mountain View.

Leave A Reply
1 2 3 4 5 6 7 8 9 1234 78 65 41 14 85 96 35